sábado, 2 de abril de 2011

Y ahora?

Desde el comienzo de mi último año en preparatoria ha pasado por mi mente una sola cosa,. . . ¿qué coños voy a estudiar? -En vista del reciente descubrimiento de ser primero la gallina, necesitaba ocupar mi mente en algo mas- estaba relativamente tranquila con ello, hasta notar la normalidad del asunto -¡normal! ¡A mi nunca me pasan cosas normales!- fue entonces cuando se complico el asunto, me obsesione tanto con tomar una determinación que llegue a perder la anterior. Considere tantas opciones -como el hastió me permitió- desde ingenierías inexistentes hasta psicología –la cual no se me da con tanta soltura como física o química.

Cansada de tanta frustración decidí hacer algo brillante de mi futuro…

Me propuse ser una alcohólica, lo siento por mi hígado y riñones, pero después de todo. . . ¿no es la vida un sacrificio?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada